EXCELENTE ACTUACIÓN DEL PRESIDENTE DEL ATARFE INDUSTRIAL

EXCELENTE ACTUACIÓN DEL PRESIDENTE DEL ATARFE INDUSTRIAL

Un juvenil del Atarfe propina dos puñetazos al árbitro al acabar el último partido de la temporada. Noticia aparecida en IDEAL. El club ya ha tomado medidas expulsando «automáticamente» a este jugador y remitido una disculpa oficial al Colegio de Árbitros de Granada, interesándose por el estado del colegiado, quien ha agradecido el gesto

Parecía inevitable que la temporada no cerrara tal y como se desarrolló durante buena parte la misma. Con otro incidente lamentable. El domingo se jugó en Padul el último partido de la última jornada, la final de la Copa juvenil. Y acabó en tangana.

Montefrío y Atarfe se medían en un partido muy igualado. Ambos equipos habían llegado a la cita muy ilusionados por levantar este trofeo y se dio un partido bonito y competido entre dos escuadras que proponen buen fútbol. Sin embargo, poco a poco se fue torciendo. Con la ventaja en el marcador para los montefrieños se comenzaron a suceder las continuas protestas de los atarfeños. El árbitro, tuvo que expulsar a un jugador de estos por una entrada muy fea, a la rodilla, que podía haber provocado una grave lesión para uno de los aurinegros. Hasta que, con el pitido final del colegiado Esteban Clemot y la victoria de Montefrío por 3-1, llegó el bochorno. El dorsal 18 del Atarfe se encontraba cerca del árbitro y cuando este hacía sonar su silbato dos veces, lo consigue agarrar con su mano izquierda por el cuello de su camisa para seguidamente empujarlo y propinarle dos puñetazos que logran impactar en la cabeza del ‘trencilla’, ya que este se agacha para intentar zafarse de su agresor.

La reacción es inmediata y rápidamente un compañero del verdiblanco acude para sujetarlo y liberar al agredido. Al tumulto ya originado en el centro del campo se unen otros dos jugadores del Montefrío, con la misma intención. Pero tal es la vehemencia de quien comete la agresión que hacen falta varios futbolistas para sujetarlo y este, fuera de sí, continúa intentando volver a agarrar al árbitro para seguir con su arremetida.

No pasan ni diez segundos del primer puñetazo y un grupo de técnicos y espectadores salta al campo, rodean al colegiado y se lo llevan protegido. La cosa no va a más, los jugadores de ambos equipos se miran unos a otros cariacontecidos tras la escena, que fue registrada en vídeo por un espectador. De hecho, el árbitro tiene que sujetar a uno de los espectadores, que pretendía ir a enfrentarse con el futbolista que lo había agredido. Era su padre, a quien tiene que calmar su propio hijo, el agredido. A los pocos segundos, ya hay una barrera entre el colegiado y su agresor, formada por jugadores del Atarfe, que evitan cualquier conato de que se reavive la situación.

El presidente del Atarfe CF, Andrés Prieto, contempló lo sucedido desde la grada. Horas después de lo que presenció todavía se muestra afectado y dice que desde que el jugador tomó la decisión de pegar al árbitro, «está fuera del equipo, desde ese mismo momento, automáticamente quedó expulsado del club». Tanto así que el equipo juvenil celebró el lunes una fiesta para poner fin a una buena temporada en la que los verdiblancos han sido cuartos en la Cuarta juvenil y subcampeones de Copa, y a esta celebración, el futbolista en cuestión no quiso acudir.

«Este chaval no ha dado ningún problema durante la temporada, pero es inaceptable lo que ha hecho, así que ayer –el lunes– lo citamos para hablar con él y ni siquiera apareció», asevera el presidente del Atarfe, reconociendo que «me ha jodido mucho lo sucedido porque además conozco personalmente a este árbitro. Un niño puede tener un calentón, los árbitros pueden pitar mal o pitar bien, están para eso. Pero lo que ha pasado, no es aceptable de ninguna forma, estos no son los valores del Atarfe», subraya Prieto, quien ya ha remitido una disculpa oficial al Colegio de Árbitros de Granada por lo sucedido. Habló con el árbitro en el vestuario, «y volveré a hacerlo en las próximas horas», asegura.

Una fuente cercana al entorno del colegiado Esteban Clemot confirma que «está bien y con ganas de que comience la nueva temporada. Una vez, un jugador le pegó un balonazo al terminar un partido, pero nunca le había pasado algo así, que llegasen a pegarle. Sin embargo, está animado, dice que le encanta pitar». El presidente del Atarfe «entró al vestuario nada más acabar el partido, le pidió disculpas y le dijo que le daba igual haber perdido la Copa, que se sentía avergonzado por lo que había sucedido. Andrés le ofreció su ayuda y le dijo que podía contar con ellos para lo que necesitase. Fue un gesto que le honra», afirma.

Samuel Esteban Clemot tuvo que acudir al Hospital para ser explorado por magulladuras y recibir un parte con el que ha denunciado ante la Guardia Civil a su agresor, que es menor de edad. «Si el Atarfe lo ha expulsado, nos parece una buena medida, porque la violencia hay que erradicarla, quitarla de los campos de fútbol porque si no, las cosas van a más. Pero nos gustaría que este niño no pudiera pisar un campo de fútbol en dos o tres años, porque podría volver a pasar», dice el entorno del ‘trencilla’.

DESE EL MIRADOR COMPARTIMOS LA NOTICIA Y LA EXCELENTE ACTUACIÓN DE SU PRESIDENTE  ANDRES PRIETO Y SU JUNTA DIRECTIVA.