‘Corazonadas de Vida’ para concienciar a la mujer sobre el infarto

‘Corazonadas de Vida’ para concienciar a la mujer sobre el infarto

El próximo 25 de octubre, en el Salón de Actos de la Delegación de Igualdad, Salud y Políticas Sociales de Granada, se va a celebrar unas jornadas enmarcadas dentro de una campaña que pretende informar sobre la importancia del reconocimiento precoz de los síntomas del infarto agudo de miocardio en la mujer.

También podrán visitar el  autobús de “Mujeres por el Corazón”, instalado los días 25 de octubre en la Caleta y el 26 de octubre en la Plaza del Carmen.

Estas jornadas forman parte de una iniciativa regional, puesta en marcha de manera conjunta por el Servicio Andaluz de Salud (SAS) y EPES, cuyo objetivo es “trasladar a la población femenina y a la sociedad en general la importancia de las señales de alertas de un infarto y solicitar ayuda a tiempo”. De esta forma, la mujer “podrá recibir aquellos tratamientos que reducirán sus secuelas y mejorarán su recuperación y posterior calidad de vida”. La Junta ha explicado que durante este …

En un análisis llevado a cabo por EPES 061 sobre los pacientes atendidos con infarto agudo de miocardio en Andalucía entre enero de 2016 hasta mayo de 2017, los que tuvieron mujeres son más graves y provocan más mortalidad: 17 por ciento de fallecimientos en la mujer frente al ocho por ciento en los hombres.

Esto se debe, entre otros factores, a que esta patología en la mujer se presenta a mayor edad –una media de 70 años frente a los 60 de los hombres– y porque el tiempo que transcurre desde el inicio de los síntomas hasta que la mujer solicita la ayuda a los servicios sanitarios es de 59 minutos, 13 minutos más que en los hombres, que es 46 minutos. Esta demora se debe principalmente a que la mujer tarda más en reconocer los síntomas del infarto.

Según un estudio llevado a cabo por la Escuela Andaluza de Salud Pública, de 1.416 encuestas realizadas a pacientes que habían sido atendidos por infarto agudo de miocardio en centros sanitarios (948 hombres y 468 mujeres), los motivos que se encontraron para que la mujer no prestara atención a los primeros síntomas de un infarto eran desconocerlos o confundirlos con ansiedad o angustia general y “anteponer el terminar la jornada laboral, realizar las tareas domésticas o desatender a personas que tienen a su cargo”.

Por ello esta campaña, han resaltado desde la Junta. Según el Instituto Nacional de Estadísticas, las enfermedades del sistema circulatorio, y en concreto las enfermedades isquémicas del corazón (el infarto o la angina de pecho), siguen siendo la principal causa de muerte en el año 2016, cuando fallecieron cerca de 25.000 mujeres por insuficiencia cardiaca e infarto agudo de miocardio.

Durante las jornadas, expertos sanitarios en la atención a las cardiopatías, en promoción y prevención de la salud de atención primaria y en la asistencia en emergencias del 061 han ofrecido consejos para sensibilizar sobre cómo evitar riesgos y actuar ante los primeros síntomas de la enfermad, así como información sobre las últimas evidencias científicas sobre las diferencias existentes en la enfermedad de las arterias coronarias y como difieren significativamente entre las mujeres y los hombres, en aspectos fundamentales como la distribución de edad, la prevención, las manifestaciones clínicas, así como la respuesta a los tratamientos, y los resultados en salud.

La enfermedad cardiovascular fue la primera causa de muerte en la mujer, con una tasa de mortalidad femenina de 272,7 por cada 100.000 habitantes y de 242,5 en los hombres. Dentro del grupo de enfermedades circulatorias, la cardiopatía isquémica (infarto, angina de pecho*) ocasiona el mayor número de muertes, aunque han descendido en el último año un 5,1 por ciento.

Los equipos de emergencias sanitarias del 061 atendieron en 2017 un total de 973 casos de infarto agudo de miocardio, siendo el 21,2 por ciento, mujeres. Los hospitales públicos andaluces registraron 9.233 ingresos por esta causa, de los que el 30,4 por ciento eran igualmente mujeres.

Para el abordaje del infarto agudo de miocardio, Andalucía está trabajando en la implantación del ‘Código Infarto’, un sistema de alerta entre los equipos de urgencias y emergencias sanitarias y los servicios de cardiología y hemodinámica de los hospitales, con la finalidad de reducir la mortalidad y morbilidad de las personas con síndrome coronario agudo y mejorar su recuperación y calidad de vida, aplicando el tratamiento más adecuado, de la forma más precoz y más rápida posible.

En Málaga, los equipos de emergencias sanitarias de 061 atendieron 237 personas con infarto agudo de miocardio en el último año, con una edad media de 62 años. De todas ellas, el 84,3 por ciento recibió tratamiento de reperfusión.

Los cardiólogos hemodinamistas actúan sobre la obstrucción mediante el uso de catéteres que se introducen por vía radial (muñeca), femoral (ingle), para llegar a la zona dañada del corazón y abrir la arteria coronaria. En el último año, se han realizado 177 derivaciones directas desde el lugar de la atención a la sala de hemodinámica en Málaga. Cuando no es posible este procedimiento, son los médicos de emergencias los que valoran si es conveniente la aplicación inmediata de un tratamiento para disolver el coágulo que obstruye la arteria coronaria. En el último año se han realizado 23 fibrinolisis en el mismo lugar de la atención del paciente en la provincia.

También está el ‘Programa Corazón’, dirigido a las personas que han sufrido un infarto, una angina de pecho o una arritmia grave. Su finalidad es agilizar la respuesta de los equipos de urgencias y emergencias para la atención de personas que han sufrido un nuevo episodio de estas características.

De esta manera se facilita la identificación inmediata del paciente inscrito y, desde el primer momento en que demanda asistencia médica urgente, el centro coordinador de urgencias y emergencias obvia parte del protocolo de preguntas que habitualmente se realizan para determinar la gravedad del suceso, agilizando la asistencia.

La inscripción al programa es voluntaria y sencilla, pudiendo realizarse tras recibir el alta hospitalaria a través Salud Responde. Una vez incluidos en el programa, los pacientes reciben la Tarjeta Corazón, que les acredita su pertenencia al mismo de forma totalmente gratuita. A día de hoy, el programa cuenta con 20.108 personas inscritas en Andalucía, de las cuales el 81% son varones, con una edad media de 70 años, y el resto son mujeres, con una edad media de 75 años.