DE LO PINTADO A LO VIVO  por JUAN ALFREDO BELLÓN

DE LO PINTADO A LO VIVO por JUAN ALFREDO BELLÓN

DE LO PINTADO A LO VIVO por JUAN ALFREDO BELLÓN para EL MIRADOR DE ATARFE  del domingo, 02-XII-2018

Hoy es día electoral en Andalucía y se prohibe hacer propaganda en la prensa y en los demás medios de comunicación aunque creo que se me excusará si esgrimo la eximente de haber escrito esto el viernes 30 de noviembre aunque en la prensa digital no aparecerá hasta el domingo de las votaciones y aún así tendré el máximo cuidado para que resulte, como decía mi amigo Joaquín Sabina, no solo una reflexión fina y sencilla sino, al mismo tiempo, elegante y bella. Aunque también se me verá el plumero por aquello del caballero Beltrán Duguesclín que dio la vuelta a don Pedro el Cruel, cuando yacía con ventaja sobre su hermano Enrique de Trastámara bajo él, en singular combate, siendo así que el impulso contrario de don Tristán al monarca reinante determinó la ventaja del aspirante y dijo: no quito ni pongo rey pero ayudo a mi señor. Y así soy, en este caso, como Duguesklin, y don Enrique de Tastámara y cualquier partido o coalición electoral, por supuesto de izquierdas, capaz de gobernarnos con provecho a los andaluces de Jaén, aceituneros altivos, y demás provincias al sur de Despeñaperros.

Pues eso, que no parecemos tenerlo nada fácil por los cambios en las circunstancias de la votación y las transformaciones en el seno del cuerpo electoral, al tenerse que repartir los votos entre las cuatro o cinco formaciones (PSOE, PP, CIUDADANOS, UNIDOS-PODEMOS y VOX) y haber el PP tenido que intentar remontar la presión de la Justicia y su pérdida de confianza al haberse visto involucrado en no pocos escándalos y deserciones y el desgaste proveniente de otras fuerzas colindantes como CIUDADANOS y VOX.

Pero las cosas son bastante relativas y, sobre todo complicadas, por lo que podría llegarse a la formación más equilibrada de un bloque hegemónico por la energía que le presta el desempeño gubernamental obtenido merced a un gran esfuerzo negociador y al derroche de una iniciativa de imaginación y oportunidad que dejara retrasadas a tres fuerzas minoritarias (PP, Ciudadanos y AHORA PODEMOS-IU) quedando al margen, aunque sin hacerle ascos, a VOX cuya potencia relativa permanecería como una incógnita hasta última hora. Y también queda como otra incógnita la dimensión del descalabro del PP, la ascensión o ralentización de CIUDADANOS y la subida, si se produce, de VOX y la resistencia del PSOE. Lo que deja pendiente un cuadro abierto y muy dudoso donde anda la incógnita de quién podrá gobernar y con qué formula o fórmulas, cosa que a nadie sorprenderá si se observa el funambulismo que está desplegando a fondo Pedro Sánchez en la Presidencia del Gobierno.

Quede pues claro que, como dice el encabezado de este artículo, no es lo mismo lo pintado que lo vivo ni los deseos que la realidad, como seguramente tendremos la oportunidad de comprobar el próximo domingo cuando se cierren las votaciones y se abra el escrutinio y se compruebe quién iba de farol y a quién ha abandonado la suerte.

Y no se olvide que, si persiste un empate a muchas bandas y los concernidos prologan sine díe la ingobernabilidad, a Susana Díez le queda el recurso de Esperanza Aguirre en Madrid cuando el Tamallazo: disolver el Parlamento obstruido por los obstruccionistas y convocar nuevas elecciones en las que a buen seguro el cuerpo electoral actuaría reaccionando como Forza Desatascador.

Tras estas fundadas y sesudas razones solo me queda desearles un estupendo domingo electoral y que todos sepamos aprovechar el buen otoño que se nos presenta para conseguir que su bonanza impregne de felicidad a esta tierra andaluza que tanto merece estas calendas graecas de unos comicios autonómicos donde nuestra tierra y nuestro pueblo tengan tanto que decirse a sí mismos pero no para sí sino para España, Europa y el resto de la Humanidad.