La ONU pide medidas urgentes contra la violencia de género en las escuelas

La ONU pide medidas urgentes contra la violencia de género en las escuelas

Un informe denuncia que los casos de acoso verbal y sexual, castigos corporales e intimidación pueden tener un efecto perjudicial sobre el aprendizaje

Naciones Unidas. (EFE).- La ONU pidió hoy a la comunidad internacional que adopte medidas urgentes para combatir la violencia de género relacionada con la escuela y advirtió de su efecto nocivo en la educación de millones de niños en todo el mundo. “La comunidad internacional debe aunar esfuerzos para entender la magnitud y el alcance de la violencia de género relacionada con la escuela y formular políticas destinadas a eliminarla después de 2015”, según un estudio presentado en la sede de Naciones Unidas.

El Informe de Seguimiento de la Educación para Todos en el Mundo fue presentado ante la Comisión de la Condición Jurídica y Social de la Mujer por la directora general de la Unesco, Irina Bokova, y la Iniciativa de la ONU para la Educación de las Niñas (UNGEI). “La escuela debería ser un lugar seguro para los jóvenes, sobre todo en países marginados y afectados por conflictos”, dijo Bokova, quien denunció que la violencia de género crea un entorno educativo peligroso para los niños, en particular para las adolescentes.

El informe denuncia en concreto que los casos de acoso verbal y sexual, abusos sexuales, castigos corporales e intimidación pueden acarrear un mayor absentismo escolar y tener un efecto perjudicial sobre el aprendizaje y el bienestar de los menores. Desde malos resultados académicos, deserción escolar, problemas de baja autoestima y depresión hasta embarazos e infecciones de transmisión sexual como el VIH son solo algunos de los efectos nocivos que menciona la ONU.

Se calcula que cada año 246 millones de niños y niñas son objeto de intimidación verbal en el entorno escolar, y la pobreza crónica, los conflictos y la discriminación son factores que incrementan el riesgo de violencia de género en las aulas. La directora de la Secretaría de la UNGEI, Nora Fyles, lamentó que, pese a que en los últimos veinte años el interés por acabar con la violencia de género han ido en aumento, en las aulas y sus alrededores ha pasado “mayormente desapercibida”.

“Para lograr una educación para todos inclusiva y de calidad, los gobiernos nacionales, la sociedad civil y otros socios deben redoblar los esfuerzos para proteger a los niños y enjuiciar a los responsables”, dijo Fyles.Los responsables del informe piden en concreto investigar más y dar seguimiento a la violencia de género en las escuelas para entender plenamente su prevalencia, sus efectos en la educación de los niños y los factores de riesgo en distintos países y contextos.Además, propone programas que combatan de manera eficaz la violencia de género en las escuelas con la colaboración de docentes, personal sanitario, policía, comunidades locales, líderes religiosos y organizaciones de la sociedad civil.

Según un estudio realizado en Sudáfrica, casi el 8 por ciento de todas las niñas que cursan la enseñanza secundaria ha sido objeto de una violación o de una agresión sexual grave mientras se encontraba en la escuela.Sin embargo, desde Naciones Unidas alertan que la violencia de género en las escuelas es un problema “mundial” que no se limita a los países de ingresos bajos, y denuncia que el 27 por ciento de los estudiantes sufre acoso sexual por parte del personal de la escuela.

Asimismo, aunque los estudios muestran una mayor prevalencia de este fenómeno entre las niñas, investigaciones adicionales sobre la violencia de género relacionada con la escuela revelan que también los niños están en situación de riesgo. “Acabar con la violencia de género relacionada con la escuela permitirá mejorar la asistencia escolar, la calidad de la educación que reciben los niños y los resultados de aprendizaje”, concluyó el responsable del estudio, Aaron Benavot.