Un descalabro que necesita camiones de pastillas antiácido

Un descalabro que necesita camiones de pastillas antiácido

Otro de los sapos que se tendría que tragarse Aragonés en esta negociación puede ser la incorporación en el gobierno de una imputada por corrupción, la candidata de Junts per Catalunya, Laura Borrás

Los independentistas en Cataluña tienen prisa para conseguir la investidura de Pere Aragonés. La misma noche electoral se dieron cuenta de que Salvador Illa, ganador de los comicios, no es Inés Arrimadas, la ganadora de la convocatoria anterior, y que el candidato socialista pretende intentar la investidura.

Dan igual las pésimas relaciones entre algunos de ellos, da igual lo que se han dicho en campaña, lo que toca ahora es cerrarle el paso a Illa, luego ya pulirán los flecos, que no son menores. Por cierto, algunos de los posibles socios de Esquerra siguen teniendo en mente la vía unilateral para la independencia. Habrá que ver cuánto cede Pere Aragonés a sus exigencias, que Esquerra es la que negocia, la que teme ser calificada de traidora o la pragmática que prima la gestión, el entendimiento y el diálogo con Madrid. Con Esquerra nunca se sabe, y las pistas que están dejando las intervenciones del líder Oriol Junqueras, y algunas del propio Aragonés, generan todavía más dudas.

Otro de los sapos que se tendría que tragarse Aragonés en esta negociación puede ser la incorporación en el gobierno de una imputada por corrupción, la candidata de Junts per Catalunya, Laura Borrás. A Esquerra siempre le ha importado menos la corrupción si es independentista. La escasa ventaja de los resultados de ERC frente a Junts va a marcar, sin duda, esta negociación.

Y en el otro lado, en la derecha, intentan digerir un descalabro que necesita camiones de pastillas antiácido. Ciudadanos, desde ayer, y el PP, a partir de hoy, analizan sus resultados sin asumir, hasta ahora, ninguna responsabilidad.

Ciudadanos perdió 30 escaños, pero la culpa es de la abstención. El PP cosechó el peor resultado de su historia en unas catalanas, pero la culpa es de Bárcenas y de los que contamos lo de Bárcenas. De Vox, y del efecto que la ultraderecha ha tenido en sus estrategias no dicen nada. En lugar de frenarle jugaron a parecerse a ellos y la ultraderecha les ha borrado del mapa. Como en la novela de los Diez negritos, de la foto de Colón solo hay uno que puede seguir sacando pecho, muy apropiado además en este caso, y este es Santiago Abascal.

ÁNGELS BARCELÓ

https://cadenaser.com/programa/2021/02/16/hoy_por_hoy/1613455559_005261.html