Una mujer de 93 años sufre un ictus tras ser atracada en Atarfe

Una mujer de 93 años sufre un ictus tras ser atracada en Atarfe

Debido a la impresión que le causó el incidente, la anciana dejó de hablar y de mover un brazo y una pierna.Fue llevada al centro médico y la trasladaron a Granada, donde se está recuperando.


Una vecina de Atarfe fue ingresada en un centro hospitalario de Granada tras sufrir un ictus como consecuencia del susto que se llevó al ser atacada por tres mujeres que la atracaron y retuvieron en su domicilio. Tras ser empujada y retenida por una de las delincuentes, y debido a la impresión que le causó el incidente, la anciana dejó de hablar y de mover un brazo y una pierna. Fue llevada al centro médico y la trasladaron a Granada, donde se está recuperando.

Los hechos, que están siendo investigados por la Guardia Civil, ocurrieron sobre las cinco de la tarde, cuando tres mujeres de edades comprendidas entre los veinte y cuarenta años, que hablaban con acento extranjero, iban pidiendo agua por las casas con un cubo de plástico. Las tres mujeres iban vestidas con faldas largas y pañuelos en la cabeza. Cuando llegaron a la casa de la víctima, comenzaron a tocar en la puerta de entrada y a llamarla por su nombre. La mujer, que en ese momento estaba sola aunque vive con su hija, abrió la puerta al parecerle la voz de una vecina. Al abrir, una de las tres atracadoras le dio un empujón y la agarró. Otra entró en la casa y la tercera se quedó en la puerta vigilando. De la casa se llevaron un joyero que tenía infinidad de pequeñas piezas de oro y un total de 150 euros que había en el cajón de una mesita.