La Alhambra y las adivinanzas por el CEIP Atalaya de Atarfe

La Alhambra y las adivinanzas por el CEIP Atalaya de Atarfe

Adivina, adivinanza… Así comienza el recorrido que los alumnos del CEIP Atalaya de Atarfe realizaron el pasado día 11. Un total de tres cursos de quinto de primaria que junto con sus profesores Antonio y Arsenio, pudieron comprobar in situ los lugares que previamente habían estudiado en clase. José Alberto Martín, coordinador del proyecto pretende realizar a final de curso un libro con… ¿adivináis que…? Sí, un libro de adivinanzas de la Alhambra.

Adivina, adivinanza… Así comienza el recorrido que los alumnos del CEIP Atalaya de Atarfe realizaron el pasado día 11. Un total de tres cursos de quinto de primaria que junto con sus profesores Antonio y Arsenio, pudieron comprobar in situ los lugares que previamente habían estudiado en clase. José Alberto Martín, coordinador del proyecto pretende realizar a final de curso un libro con… ¿adivináis que…? Sí, un libro de adivinanzas de la Alhambra.

Para ello prepararon la visita en clase a lo largo de varias jornadas, visualizaron fotografías y estudiaron el itinerario. También aprendieron muchas leyendas de la Alhambra que les permitieron avanzar mucho el trabajo. Cada un@ de los alumn@s ha realizado una adivinanza sobre la Alhambra, y el tema que más les ha gustado, sin duda, es la enigmática historia que corre sobre la campana de la Torre de la Vela. ¿Será verdad que si se toca el día dos de enero encontrarás el amor verdadero? Sobre este tema hubo mil acertijos, aunque también Hugo nos contó la suya, cuya respuesta eran los arcos en forma de herradura que tanto abundan en el monumento, y Adriana, que nos contó uno verdaderamente difícil sobre el arrayán.

La visita comenzó a las diez de la mañana en la línea de las taquillas, y muy aplicados, fueron siguiendo el recorrido en sus mapas que previamente habían coloreado en clase con las diferentes estancias. Efectivamente, allí estaban para ver, pero no para tocar, los arcos de herradura y los setos de arrayán, pero también los peces de colores en las albercas, los bosques de columnas del Patio de los Leones y muchísimas puertas secretas donde había que imaginar lo que había detrás. Al final, y en medio de un día de mucho viento, el día tuvo su recompensa, subimos a la Torre de la Vela y pudimos ver la famosa campana. ¡Una pena que tenga la cuerda tan alta! Alan sin dudar la hubiera tocado, pensativamente dijo que quizás estaría bien tener una novia.

Con la recomendación de escuchar la canción “La Torre de la Vela” y a la espera de ver ese estupendo libro de adivinanzas sobre la Alhambra, l@s chic@s del CEIP Atalaya de Atarfe nos dijeron un hasta luego muy cariñoso desde la Puerta de la Justicia.

Para ello prepararon la visita en clase a lo largo de varias jornadas, visualizaron fotografías y estudiaron el itinerario. También aprendieron muchas leyendas de la Alhambra que les permitieron avanzar mucho el trabajo. Cada un@ de los alumn@s ha realizado una adivinanza sobre la Alhambra, y el tema que más les ha gustado, sin duda, es la enigmática historia que corre sobre la campana de la Torre de la Vela. ¿Será verdad que si se toca el día dos de enero encontrarás el amor verdadero? Sobre este tema hubo mil acertijos, aunque también Hugo nos contó la suya, cuya respuesta eran los arcos en forma de herradura que tanto abundan en el monumento, y Adriana, que nos contó uno verdaderamente difícil sobre el arrayán.

La visita comenzó a las diez de la mañana en la línea de las taquillas, y muy aplicados, fueron siguiendo el recorrido en sus mapas que previamente habían coloreado en clase con las diferentes estancias. Efectivamente, allí estaban para ver, pero no para tocar, los arcos de herradura y los setos de arrayán, pero también los peces de colores en las albercas, los bosques de columnas del Patio de los Leones y muchísimas puertas secretas donde había que imaginar lo que había detrás. Al final, y en medio de un día de mucho viento, el día tuvo su recompensa, subimos a la Torre de la Vela y pudimos ver la famosa campana. ¡Una pena que tenga la cuerda tan alta! Alan sin dudar la hubiera tocado, pensativamente dijo que quizás estaría bien tener una novia.

Con la recomendación de escuchar la canción “La Torre de la Vela” y a la espera de ver ese estupendo libro de adivinanzas sobre la Alhambra, l@s chic@s del CEIP Atalaya de Atarfe nos dijeron un hasta luego muy cariñoso desde la Puerta de la Justicia.