Las fuentes históricas de Madinat Ilvira

Las fuentes históricas de Madinat Ilvira

Las referencias escritas acerca de la Vega de Granada en general y de Madinat Ilbira en particular, son escasas, no obstante se conservan algunos textos tanto antiguos como medievales e incluso posteriores, cuando ya la ciudad había desaparecido por completo.

La Antigüedad

Para este periodo las fuentes que mencionan la Vega de Granada son casi inexistentes y las pocas referencias son muy generalistas. A ello hay que sumar que Iliberis se situaba entre las provincias de la Bética y la Tarraconense, surgidas tras las reformas de Augusto, es decir, una zona marginal. La administración bizantina establecerá una nueva división territorial, la Bética y la Cartaginiense, quedando la Vega de Granada de nuevo en una zona fronteriza. De hecho, este territorio, anexo a la diócesis centrada en Iliberis, pertenecerá a la primera, mientras que las de Baza y Guadix serán parte de la segunda.

La Edad Media

Para la Edad Media las referencias escritas acerca de Madinat Ilbira aumentan de forma importante, pudiéndose encontrar más documentación acerca de la misma. En un orden cronológico, los autores más destacados que hacen referencia a la ciudad son los siguientes:

Al-Razi

Fue el historiador andalusí más antiguo, pues vivió entre los siglos IX y X. De su obra, Ajbar muluk al-Andalus, Historia de los reyes de al-Andalus o Crónica del moro Rasis, comprende desde la llegada de los musulmanes la Península Ibérica hasta el reinado de Abd al-Rahman III. Esta obra constituye la primera descripción de la kura de Ilbira, aunque no queda rastro del original árabe, se conservan tres manuscritos romanceados que describen la ciudad y su territorio.

Al-Udri

Geógrafo e historiador del siglo XI. En su obra Tarsi al-ajbar, describía las provincias califales, entre las que se encontraba la kura de Ilbira. Está parcialmente hoy perdida. Se conserva, no obstante, un detalle que utilizarán otros autores: «Cuentan que había en la región [nahiya] de Elvira una estatua de un caballo de piedra; los niños se subían a él, hasta que se rompió. Y dicen que, el mismo año en que se rompió la estatua, se abatió la fitna sobre Elvira y entraron en ella los beréberes; fue aquel año el comienzo de su ruina».

Ibn Hayyan

Historiador del siglo XI cuya obra al-Muqtabis es fundamental para conocer Ilbira, en especial la época de decadencia. Para este autor, y para todos los escritores que cita, es indiscutible que Ilbira es la capital de la kura. Describe el espíritu levantisco de sus habitantes respecto a los poderes que se estaban enfrentando por los territorios de al-Andalus. También informa acerca de dos elementos de la ciudad: la alcazaba, a raíz de la descripción de los violentos sucesos de la época que enfrentaban al Estado a a los rebeldes, y el llano, donde afirma que se asentó un ejército cordobés.

Abd Allah

Las Memorias del rey Abd Allah fueron escritas en el siglo XI por el último rey de la dinastía zirí y también recoge referencias a Ilbira. El monarca menciona en su obra los enfrentamientos que asolaban al-Andalus en los años de la disolución del califato en el siglo XI y cómo los habitantes de la ciudad se acogieron a la protección de los ziríes.

Al-Idrisi

Este geógrafo y cartógrafo del siglo XII no recoge ninguna descripción directa de Madinat Ilbira, pero sí que da un detalle importante en su obra Nuzhat al-mustaq fi ijtirak al-afaq: «La capital de la provincia era antes Elvira, cuyos habitantes emigraron y se establecieron en Granada».

Al-Himyari

Geógrafo que vivió entre los siglos XIII y XIV, ofrece en su obra Kitab ar-Rawd al-Mitar fi jabar al-aqtar una descripción de la kura de Ilbira y de la ciudad, así como de la Vega de Granada. Narra la fundación de la ciudad por Abd al-Rahman I, donde establece clientes, y la construcción de la mezquita aljama por por Abd al-Rahman II, una ciudad entre las más importantes de al-Andalus. Igualmente describe su declive y ruina a raíz de la fitna, momento en el que la población se traslada a Granada. También recoge la anécdota del caballo.

Ibn Idari

Historiador que escribió entre los siglos XIII y XIV. En Al-Bayan al-Mugrib se encuentran referencias sobre los últimos tiempos de Ilbira, en el contexto de la segunda fitna, aunque da alguna información dudosa. También aporta datos sobre la destrucción de la mezquita aljama.

Anónimo

Dikr bilad al-Andalus es una obra anónima compilada en torno a los siglos XIV y XV y también recoge la anécdota del caballo. Más importante que este texto es la descripción que se encuentra más adelante, claramente influenciada por las obras de al-Razi y al-Himyari: «La ciudad de Elvira está al sureste de Córdoba, es muy antigua y fue destruida por Badis b. Habus, que construyó en su lugar la alcazaba y los muros de Granada».

Ibn Jaldun

Historiador y filósofo del siglo XIV que en su obra Kitab al-Ibar hace referencia a Ilbira, donde insiste entre el parecido entre esta y la ciudad de Damasco, motivo por el cual se instaló en Ilbira a la gente de procedencia siria.

Ibn al-Jatib

Historiador y filósofo que escribió Al-Ihata fi ajbar Garnata o Fuentes Completas sobre la Historia de Granada en el siglo XIV. En ella informa sobre Madinat Ilbira, de la que dice que «alcanzó gran nombradía, que se halló en el estado más floreciente, que sus habitantes gozaron de riqueza y prosperidad, y que produjo muchos alfaquíes y sabios». Ofrece una historia de la ciudad, desde su fundación hasta su abandono, aportando fechas. También afirma que en su época aún se podían ver los restos de la ciudad, en especial de la mezquita.

La Edad Moderna

Para esta época los textos son escasos, puesto que la ciudad había sido casi olvidada y el reino de Granada incorporado a la Corona de Castilla. No obstante las ruinas de Ilbira eran aún visibles, por lo que todavía hay algunos autores que la mencionan:

Andrea Navagero

Humanista, escritor y político veneciano que vivió entre los siglos XV y XVI. En su obra Viaggio fatto in Spagna ed in Francia (Viaje hecho a España y a Francia) hace referencias a Ilbira. Visitó Pinos Puente y afirma que antes de llegar «en la falda de un monte a mano derecha, se ven ruinas y vestigios de una ciudad que se cree fue la antigua Iliberis, y ahora la llaman Granada la Vieja; piensan otros que Iliberis estuvo donde ahora está Granada, porque en ella se encuentran inscripciones donde se nombran los iliberitanos, pero han podido llevarse de un lugar tan vecino».

Diego Hurtado de Mendoza

Historiador granadino del siglo XVI en cuya obra Historia de la Guerra de Granada señala que los sirios de Damasco se establecieron en Ilbira por el parecido con su tierra, pero la llega a confundir con el Cerro de los Infantes, en Pinos Puente.

Luis del Mármol Carvajal

Historiador y soldado que vivió a caballo entre los siglos XVI y XVII. En su obra Historia de la rebelión y castigo de los moriscos del reino de Granada, narra el levantamiento de estos contra los castellanos en el reino de Granada. En esta obra menciona la existencia de las ruinas de una ciudad situada en Sierra Elvira, aunque las ubica cerca del pueblo de Pinos Puente, por lo que tal vez se refiera a las ruinas de Ilurco y no a las de Madinat Ilbira.

Francisco Henríquez de Jorquera

Autor del siglo XVII que en su obra Anales de Granada hace referencia a los restos de la desaparecida ciudad, situando «las ruinas de la antigua Eliberia» en el pueblo de Atarfe.