LA PLATAFORMA 8M EXIGE DEL GOBIERNO ANDALUZ UNA SOLUCIÓN POLÍTICA  URGENTE PARA LAS 7.000 TEMPORERAS MARROQUÍES EN HUELVA.

LA PLATAFORMA 8M EXIGE DEL GOBIERNO ANDALUZ UNA SOLUCIÓN POLÍTICA URGENTE PARA LAS 7.000 TEMPORERAS MARROQUÍES EN HUELVA.

Desde la Plataforma 8 de Marzo de Granada exigimos al Gobierno de la Junta de Andalucía unasolución urgente para el futuro de las 7.000 temporeras marroquíes, atrapadas en los campos defresa de Huelva y sin posibilidad de retorno a su país, una vez concluyan sus contratos de trabajoentre la primera semana de junio y las dos siguientes.

Queremos denunciar la Ɵbieza y la dejación de funciones con la que el Vicepresidente de la Junta y Consejero de Turismo, Regeneración, JusƟcia y Administración Local, Juan Marín, ha afrontado hasta ahora este asunto. En declaraciones recientes difundidas por la Junta de Andalucia, su Vicepresidente ha trasladado a las autoridades de Marruecos la disposición de realizar «gratis» los test a estas jornaleras marroquíes si Marruecos tiene predisposición de abrirles las fronteras para su regreso.

La Junta de Andalucía debe garantizarles condiciones de habitabilidad mientras las 7.000 mujeres tramitan los derechos de retorno y Marruecos abre las fronteras. No es un test lo que necesitan para regresar, sino su regreso con las máximas garanơas, como el 70% de ellas ha demandado en su deseo de reunirse lo antes posible con sus familias. Mientras dure el cierre de fronteras,  demandamos medidas de protección social que incluyan la cobertura sanitaria y social de estas mujeres ante la emergencia de la COVID-19.

Recordemos que hace año y medio, las temporeras marroquíes fueron objeto de impagos, explotación laboral y agresiones sexuales por parte de trabajadores contratados por la empresa onubense Doñana 1998 S.L., hechos que fueron declarados ante la policía y denunciados en los juzgados, sin que hasta ahora se haya hecho justicia. Hoy se une a estas denuncias otra nueva por trata de seres humanos. Varias de ellas están siendo actualmente amenazadas.

Al riesgo de dejarlas a su suerte, se une la amenaza del parƟdo socio del Gobierno andaluz, Vox, en una Proposición No de Ley presentada hace semanas, de expulsarlas si no continúan trabajando. En ella señalan que es «imprescindible relocalizar a esas trabajadoras» en otras campañas, donde «sí tengan necesidad de mano de obra»; de no ser así, deben ser devueltas a supaís «de modo inmediato», pese al cierre de frontera.

Como plataforma que trabaja por los derechos humanos y la igualdad entre todas las personas, requerimos del Gobierno de la Junta que considere las circunstancias actuales de estas trabajadoras como un asunto de Derechos Humanos, que permita las máximas garanơas de derechos para ellas hasta su repatriación consensuada.

En Granada, a 1 de junio de 2020.

foto: Trabajadoras durante el proceso de selección en Marruecos – ABC