«SOLO LOS NEGOCIOS COMPITEN CON NORMALIDAD» por Manuel Jiménez

«SOLO LOS NEGOCIOS COMPITEN CON NORMALIDAD» por Manuel Jiménez

Avanzamos en la nueva normalidad y nuestro deporte continúa con experimentos y pseudocompeticiones a la expectativa de lo que vaya ocurriendo en el resto de actividades que por cierto no es muy halagüeña y me temo que en breve podamos estar de nuevo confinados.

Desde luego si esto ocurre no será por la falta de compromiso de los atletas que continúan aguantando el tirón, entrenando con ilusión sin perspectivas a corto plazo a pesar de que ya se han publicado los calendarios con los campeonatos oficiales.

Así mientras observamos con inquietud como los aficionados al fútbol siguen dando pésimos ejemplos de lo que debe ser un comportamiento cívico y empático con el resto de mortales en el nuevo Vallehermoso madrileño el medallista olímpico Orlando Ortega se enfrentaba a la nada habitual distancia de 150 metros. Dos competidores (corrió junto al actual record de España Juvenil de 400 indoor -47.86, Ignacio Sáez) separados por una calle, con público limitado al que se tomó la temperatura antes de entrar al estadio y con varios asientos de separación entre ellos (entre tanto en Cádiz varias calles atestadas de enfervorecidos aficionados a grito pelado, muchos sin mascarilla y bien pegaditos que no corra el aire que se pierde eficacia en el apoyo al equipo). Orlando consiguió un buen crono de 15.57 por 16.16 de Sáez que indican que sigue por el buen camino hacia Tokio, por su parte los cadistas cayeron ante el Fuenlabrada, 0-1, y tendrán que esperar para cantar el alirón (ya nos podemos imaginar qué pasará cuando asciendan).

Tal despropósito supongo que se irá repitiendo en diversas ciudades conforme vayan aclarándose tanto los títulos de liga, clasificaciones para la Champions, ascensos e incluso salvaciones.

Los atletas a lo nuestro, el sábado en Gijón nuevo experimento con el RETO 10.000 MIXED RELAY en la que dos atletas, Isabel Barreiro y Carlos García, se turnaban en postas de 400 metros hasta completar las 25 vueltas a la pista que cubrieron en 28.12 y donde Isabel acabó bastante más entera que Carlos.

A nivel internacional se disputó otra prueba de la Liga de Diamantes, en esta ocasión los Weltkklasse Inspiration Games de Zurich en la que competían tres atletas por prueba en estadios diferentes de todo el mundo con salidas sincronizadas y multipantalla para comparar las evoluciones de los corredores. Lo más llamativo del día fue el error cometido en la salida del 200 para Noah Lyles que la tomó desde la línea de salida de los 400 metros en contrameta (recorriendo tan solo unos 185 metros) y de ahí la marca, 18.90 con 3.7 de viento en contra. Así las cosas la prueba se la adjudicó el francés Lemaitre que corría en Zurich (20.65) por delante de Churandy Martina que lo hizo desde Países Bajos e hizo 20.8. Otras pruebas destacadas fueron los 150 femeninos con Allison Felix venciendo en 16.81 desde California.

Destacar también los marcones registrados en la exhibición Bowerman Track Club Portland Intrasquad II donde el canadiense de origen somalí Moh Ahmed (actual bronce mundial en 5000) se metió el 10º de la historia merced a su crono de 12.47.20 pulverizando el récord de América que estaba en manos del otrora keniano Bernard Lagat con 12.53.60 siendo por otro lado el mejor crono logrado nunca por un atleta no etíope ni keniano. Minutos antes en la misma distancia en categoría femenina Shelby Houlihan bajaba su récord americano hasta 14:23.92. Curioso que tras el desmantelamiento del Proyecto Oregon tras la caída de Salazar los mismos atletas corran incluso más que antes, se dice que el secreto pueda estar en el carbono de las zapatillas, confiamos en que no haya más secretos detrás de estas prestaciones.