Escolares de cinco colegios de Atarfe se suman a la campaña sobre la limpieza de los excrementos de perros

Escolares de cinco colegios de Atarfe se suman a la campaña sobre la limpieza de los excrementos de perros

Doscientos alumnos participan en la exposición de dibujos para concienciar de la necesidad de recoger las cacas de las mascotas. Los trabajos se muestran durante abril en el Centro Cultural Medina Elvira.

Unos 200 alumnos de distintos colegios de Atarfe han participado con sus dibujos en la campaña de sensibilización Atarfe, limpia entre todos, centrada en abordar el problema de los excrementos de perros que invaden las calles del municipio.

La iniciativa promovida por la Concejalía de Medio Ambiente del Ayuntamiento de Atarfe ha contado con la participación de escolares de 3º y 4º de Primaria de los colegios Medina Elvira, Fernando de los Ríos, Sagrada Familia, Clara Campoamor, Atalaya y Dr. Jiménez Rueda. De este último también se han sumado niños de Infantil.

La concejal de Medio Ambiente, Gloria Casado, se ha mostrado muy satisfecha por el grado de implicación de los niños del municipio, «conscientes de la obligación que tienen los dueños con sus mascotas». «Una vez más nos han dado una lección de civismo con dibujos y mensajes que nos hacen reflexionar sobre la necesidad de que todos colaboremos en las labores de limpieza», ha destacado Gloria Casado, quien ha invitado a la ciudadanía a visitar la exposición de dibujos que está abierta por las tardes en la sala B del Centro Cultural Medina Elvira durante todo el mes de abril.

Desde la Concejalía de Medio Ambiente se considera «imprescindible crear conciencia entre los más pequeños» mediante  campañas de información que incidan en la importancia de ser responsables en la recogida de las cacas de perros.

La presencia de excrementos de canes en nuestras calles es una de las principales quejas que trasladan los vecinos al Ayuntamiento. La Concejalía de Medio Ambiente recuerda a los propietarios de las mascotas que la no recogida de los excrementos de la vía pública se sanciona con multas que, según su gravedad, oscilan entre 75 a 500 euros.

Desde el Ayuntamiento también se ha hecho hincapié en la necesidad de que se implante el microchip a las mascotas y se inscriban en el registro municipal, una medida obligatoria que evita abandonos y facilita su búsqueda en caso de robo o pérdidas.