Nuestra vecina atarfeña MARTA GOMEZ en el Congreso de Ciberseguridad

Nuestra vecina atarfeña MARTA GOMEZ en el Congreso de Ciberseguridad

Málaga, fortaleza pionera de la seguridad en Internet

La ciudad se consolida como referencia global en ciberseguridad después de tres décadas de apuesta sostenida por un sector que la próxima semana protagoniza un ambicioso congreso internacional

A mediados de septiembre de 1983, Conchi Cordón cambiaba en el penúltimo momento sus planes de matricularse en Medicina para ingresar en la primera promoción de la Diplomatura de Informática de la Universidad de Málaga (UMA); Mar López era una niña de seis años que iba a un colegio cercano a su casa en Héroe de Sostoa y a Paloma Simón y Marta Gómez les quedaban todavía un puñado de años para venir al mundo.

Conchi, Mar, Paloma y Marta representan a tres generaciones diferentes de profesionales especializadas en un sector que hace cuatro décadas parecía más que difuso y que ahora se ha convertido en un pilar fundamental no sólo de la industria tecnológica, sino también de la propia sociedad digital: la seguridad en Internet.

Sin ir más lejos, las estadísticas del Ministerio del Interior detallan que el número de ciberdelitos registrados en
Málaga se ha multiplicado por seis en la última década, con los casos de fraude creciendo de manera exponencial.

Pero más allá de las cifras que ponen en contexto el auge y la necesidad de la seguridad informática, las historias de
Conchi, Mar, Paloma y Marta también ilustran, como tantas otras que surgen a lo largo de la conversación con  especialistas en ciberseguridad reunidos en el Polo de Contenidos Digitales, la apuesta que desde hace cuatro décadas ha mantenido Málaga hasta hacer de la ciberseguridad uno de los puntales de su creciente ecosistema
tecnológico. Aquí conviven empresas malagueñas que han alcanzado la primera línea internacional -como VirusTotal,
Hispasec o Ingenia- con el desembarco de gigantes del sector como Google o Telefónica, sin olvidar el papel esencial de Málaga TechPark como motor de ese desarrollo.

«La diferencia de Málaga con otras ciudades reside en que aquí existe una masa crítica sólida que se ha ido formando durante muchos años, compuesta por empresas especializadas, por empresas transversales con divisiones centradas en la ciberseguridad y por un ámbito académico que ha estudiado y desarrollado estos estudios. A otras ciudades suelen faltarle algunos de esos componentes, pero aquí los tenemos todos». Habla Javier López y todos
callan y atienden. Porque López representa para la ciberseguridad en Málaga una referencia intelectual  indispensable. Catedrático de la Escuela Técnica Superior de Ingeniería Informática de la UMA y director del grupo de investigación NICS Lab, López ha sido (y es) maestro de varias promociones de ingenieros que después han
capitaneado el protagonismo creciente de la ciudad en un sector cada vez más trascendental para instituciones, empresas y particulares. De hecho, la Agencia Digital de Andalucía ha escogido la capital para celebrar a partir del próximo miércoles el primer Congreso de Ciberseguridad de Andalucía, con un programa de clara ambición internacional.

Brilla Málaga como polo especializado en ciberseguridad y, a la hora de encontrar los orígenes de esa proyección, surge otro nombre propio: Hispasec. Nacida a partir de la ‘newsletter’ Una Al Día allá por 1998, al año siguiente se constituía Hispasec, germen de VirusTotal, la empresa fundada por Bernardo Quintero y adquirida por Google en 2012. «Eso permitió atraer al gigante tecnológico a Málaga, los motivos han sido contados en numerosas ocasiones,
pero fundamentalmente nacen del deseo de Bernardo de seguir trabajando desde Málaga», recuerda el CEO de Hispasec Fernando Ramírez. Además, Ramírez no olvida otro ejemplo del papel de esta compañía como vivero de talento: el paso por sus oficinas de Sergio de los Santos, actual jefe de Innovación y Laboratorio de Seguridad de Telefónica Tech y pieza clave en la decisión de la multinacional -que ha declinado participar en este reportaje- de
instalar en Málaga su división especializada en ciberseguridad.

Y como el ecosistema tecnológico -en general- y el sector de la ciberseguridad -en particular- está lleno de puertas conectadas, en el camino de Sergio de los Santos se cruza otro nombre: Ismael Valenzuela, otro de los pioneros de la ‘ciber’ desde Málaga como fundador de G2 Security. «Los primeros años los recuerdo con mucho cariño, pero también fueron años duros, de muchas reuniones, presentaciones… intentando educar y concienciar a las empresas de que necesitan algo más que simplemente instalar un ‘firewall’ en su red’», rememora Valenzuela desde Nueva
York, donde es director senior de productos para Trellix (antigua McAfee).

(MARTA GOMEZ  primera por la izquierda)

Quedarse en Málaga

Valenzuela cita a Javier López, Bernardo Quintero y Sergio de los Santos entre los profesionales que han sido fundamentales para dar consistencia al ecosistema tecnológico malagueño con el ancla puesta en la ciberseguridad. Y añade:
«Sorprendería la cantidad de gente con la que he hablado en los últimos meses que está pensando mudarse a Málaga para trabajar en remoto desde allí, algunos como consultores y otros como empleados para grandes compañías americanas. Mucha gente en el área de Nueva York conoce Málaga como destino de vacaciones, pero
puedo decir que en el mundo de la seguridad ya son muchos los que miran con curiosidad qué es lo que ocurre en la ciudad».
«El potencial de Málaga es infinito. No solo por el ecosistema tecnológico, sino porque es una ciudad amable, abierta, con un alma y cultura que da la bienvenida a todo el mundo. Eso yo creo que la hace diferente y la
diferencia marca sin duda que sea una ciudad elegida por muchos. Las infraestructuras, la calidad de sus servicios,
la gente y las grandes oportunidades que aún quedan por construir hacen que la potencialidad de la ciudad sea singular», brinda Mar López, directora de la Unidad de Ciberseguridad del Departamento de Seguridad Nacional durante casi una década, que ha regresado a Málaga como fichaje estrella de la consultora Accenture.

Y como recordaba el CEO de Hispasec, ese runrún de profesionales interesados en instalarse en Málaga ha ganado decibelios desde el anuncio de la instalación del centro de excelencia de ciberseguridad de Google.
«Sí que hay movimiento…», desliza con una sonrisa adivinada bajo la mascarilla Paloma Simón, de VirusTotal. Ella y Marta Gómez representan esa nueva generación de jóvenes profesionales que han tomado el relevo a los pioneros de la ciberseguridad en Málaga. «Queremos poner mucho el acento en la educación, de hecho, en la futura sede
habrá un espacio de 1.400 metros cuadrados dedicados a la formación», avanza Simón, quien cita iniciativas de Google en Málaga como ‘Protege tu negocio’, destinada a las pymes, los certificados para mejorar las habilidades digitales o los cursos de experto en ingeniería inversa y análisis de ‘malware’ desarrollados junto a la UMA, para los que ofrecen diez becas para mujeres cada año.

«¡Ay, antes aprendíamos casi a cabezazos!», bromea Conchi Cordón, pionera en el desarrollo de la ciberseguridad en Málaga, primero desde una empresa pública de servicios esenciales y en tiempo más reciente como formadora especializada. Cordón comparte esa tarea con la más joven (y la más callada) del grupo reunido en el Polo Digital, Marta Gómez, también de VirusTotal. «Damos charlas en institutos para trasladar a los chicos que tienes que
saber cómo protegerte en Internet», ofrece esta especialista en ciberseguridad venida desde Granada.
Un problema ‘democratizado’  Junto a ella, Fernando Ramírez asiente y añade: «La ciberseguridad se ha
democratizado mucho, en el sentido de que ya no es cosa de grandes empresas, sino también de las pequeñas y de los particulares». Al otro lado de la mesa, tira de ese hilo argumental Mario Casado, de Ingenia, base indispensable de la actual Málaga tecnológica y ahora marca en ciberseguridad del grupo Babel. «Mucha gente no tiene en cuenta la seguridad en Internet hasta que pasa algo», comparte Casado antes de reflexionar sobre un asunto que surge como telón de fondo durante la conversación: la invasión de Ucrania por parte de Rusia y el aumento exponencial de
ataques informáticos desde el inicio del conflicto.
«El ‘ransomware’ ha hecho más que nadie por la ciberseguridad», responde Ramírez en alusión a los programas maliciosos que roban información de los equipos atacados. «WannaCry fue un baño de humildad para muchos», acota Cordón sobre el virulento ataque de ‘ransomware’ a escala mundial vivido a mediados de 2017. Eso sí, la
especialista prefiere poner el foco en «la colaboración y la cooperación» entre agentes públicos y privados, que también ha sido crucial en la eclosión de Málaga como potencia internacional en ciberseguridad:
«Se ha sembrado mucho y bien durante muchos años y ahora estamos recogiendo los frutos».

ANTONIO JAVIER LÓPEZ

FOTO:Fernando Ramírez, Javier López, Conchi, Mar López, Marta Gómez y Paloma Simón posan en el Polo de Contenidos Digitales. / Ñito Salas

https://www.diariosur.es/tecnologia/malaga-fortaleza-pionera-seguridad-internet-20220318155415-nt.html