ATARFEÑOS DEL MUNDO DE LA CIENCIA: David Casado Chica. Profesor de matemáticas

ATARFEÑOS DEL MUNDO DE LA CIENCIA: David Casado Chica. Profesor de matemáticas

¿Por qué estudiar Ciencia? Podemos entender la importancia que tiene la Ciencia para el ser humano analizando, aunque sea sin entrar en demasiado detalle, lo que nos aporta cada una de sus ramas. 

Para empezar, podemos comprender cómo funciona el mundo, el universo, y en definitiva, el medio en el que vivimos, gracias a la Física, la Biología, la Geología, la

Química… Para entender el funcionamiento de nuestro organismo y el de los seres vivos que nos rodean y con los que tenemos que convivir, tenemos la Biología y la Bioquímica. Vamos conociendo de dónde venimos, y cómo han ido evolucionando las distintas especies que habitaron o habitan actualmente el mundo gracias a la Paleontología, además de las ya citadas Geología y Biología. El conocer cómo funciona el mundo en el que vivimos y cómo se desarrollan los seres que lo habitan es la base para que la humanidad pueda progresar. Dicho progreso, viene también de la mano de Ciencia: gracias a la Medicina vamos venciendo enfermedades, alargando la esperanza de vida y dando calidad a nuestros años de existencia.

La Tecnología hace que cada vez tengamos más comodidades y bienestar, desde los aparatos que tenemos en casa como un simple aire acondicionado, un mando a distancia, un robot de cocina… a las máquinas que hacen que trabajos duros físicamente como la agricultura o la construcción, se hagan más llevaderos y con menos esfuerzos por parte de quienes los llevan a cabo. ¿Y qué decir de los smartphone con sus aplicaciones que cada día son herramientas más completas y útiles para cualquier situación cotidiana? Todo gracias a la ciencia y a las aplicaciones que se hacen de ella por parte de las distintas ingenierías, que se manifiestan en los sectores de la informática, electrónica, construcción, energías renovables…

No podemos olvidarnos de la Matemática, que como tal no es Ciencia pero es el lenguaje en el que ésta se escribe, y es la que dota a las ramas de la Ciencia de herramientas para ir logrando sus avances. Además, a nivel individual, nos aporta la visión crítica y las capacidades de análisis y razonamiento lógico fundamentales para desempeñar cualquier labor científica y para desenvolvernos en nuestro día a día. Teniendo en cuenta todo esto, podemos concluir que sin Ciencia nuestra vida cotidiana sería de mucha menos calidad, pero no sólo eso, la Ciencia puede y debe servir para construir un mundo mejor no sólo para nosotros, también para las generaciones que vengan en el futuro. Su huella es imborrable.