Escolarización temprana Escolarización temprana: ¿Escolarizar antes de los tres años?

Escolarización temprana Escolarización temprana: ¿Escolarizar antes de los tres años?

Durante la última década han sido muchos los estudios internacionales de diferentes disciplinas que han analizado los efectos a largo plazo de las condiciones de la infancia.

Esto ha llevado incluso a actualizar la “teoría del capital humano” para la etapa previa a los 5 años de edad, pues se constata que las experiencias vividas en esos años perduran a lo largo de tiempo. Otros estudios, demuestran que las diferencias madurativas en el momento de acceso al sistema educativo –debidas al mes de nacimiento de cada alumno– tienen efecto a largo plazo en el resultado educativo, independientemente de otros factores que también puedan influir en el rendimiento. No obstante, la mayoría de los trabajos que analizan el efecto a largo plazo dentro del propio sistema educativo se basan en alumnado con más de 3 años de edad, por lo que la evidencia empírica que cuestione el efecto de la educación en menores de 3 años con sus rendimientos educativos posteriores es casi inexistente.

En España se ha ido generalizando la oferta gratuita de una parte de la enseñanza no obligatoria. Los centros educativos públicos (y los privados sostenidos con fondos públicos) permiten escolarizar al alumnado a partir de los 3 años en el segundo ciclo de educación infantil. Esta etapa, pese a no ser obligatoria, es elegida en España por el 99% de las familias. Sin embargo, las plazas gratuitas para el primer ciclo de educación infantil, ofertadas por las administraciones locales, no cubren la demanda total existente. Por ello muchas familias españolas optan por centros privados y asumen el coste educativo de esta etapa. Esto lleva, entre otros aspectos, a un descenso en la tasa de escolarización para los menores de 3 años, siendo del 7.6% para los menores de 1 año, del 27.6% para los de 1 año y del 44.8% y para los de 2 años.

Un reciente trabajo realizado por dos profesores de la Universidad de Las Palmas de Gran Canaria y publicado en la Revista de Educación con el título “Escolarización temprana, trimestre de nacimiento y rendimiento educativo en primaria”, se plantea como objetivo analizar la influencia de la escolarización en el primer ciclo de educación infantil, así como del propio trimestre de nacimiento, sobre el resultado competencial en el segundo ciclo de la educación primaria. Para ello han utilizado los datos de la edición de 2009 de la Evaluación General de Diagnóstico, en la que han participado 28708 estudiantes de 874 centros de toda España. Esta evaluación se centra los estudiantes de 4º curso de educación primaria y evalúa cuatro competencias: a) comunicación lingüística, b) matemática, c) conocimiento e interacción con el mundo físico y d) social y ciudadana.

La información aportada por las familias, a través de sus cuestionarios, refleja que la proporción de alumnado en 4º de primaria que ha estado escolarizado antes de los 3 años, es menor entre aquellos de familias socioeconómicamente más desfavorecidas.

gráfico 1Además, los resultados en las pruebas realizadas por el alumnado muestran una doble penalización en las cuatro competencias evaluadas para quienes no estuvieron escolarizados en el primer ciclo de educación infantil y además pertenecen al grupo de los más jóvenes del aula (el efecto del trimestre de nacimiento), con diferencias que superan los 40 puntos entre los alumnos de primer trimestre sí escolarizados y los de cuarto trimestre no escolarizados de forma temprana.

gráfico 2A partir del análisis realizado, el trabajo realiza dos recomendaciones de política educativa:

1) Extender la oferta de plazas en el primer ciclo de educación infantil, sobre todo a las familias económicamente más desfavorecidas, con el fin de mejorar el rendimiento educativo futuro de los alumnos, sobre todo en la competencia de comunicación lingüística y en la matemática, pues se demuestra que esta inversión educativa mantiene su efecto, al menos, durante los primeros cuatro años de la educación primaria.

2) Establecer una estrategia y programas de apoyo específico para el alumnado que inicia la educación obligatoria (educación primaria) que no haya sido escolarizado antes de los 3 años, así como para aquellos alumnos más jóvenes dentro de su cohorte de edad.

 

Sara M. González Betancor

Alexis J. López Puig

Para más información…